Nueve beneficios del yoga caliente para un cuerpo y una mente más saludables

Salud y bienestar

El yoga caliente se realiza en un ambiente similar a un sauna, lo que te ayuda a eliminar el estrés mientras te brinda un entrenamiento intenso y mejora la fuerza y la flexibilidad.

Última actualización: January 3, 2022
7 minutos de lectura
9 beneficios del yoga caliente para un cuerpo y una mente más saludables

El yoga relaja la mente, se enfoca en la respiración y la une al movimiento a través de varias posturas. Algunas clases de yoga ofrecen un ambiente de estudio con calefacción para brindarte un entrenamiento aún más intenso.

Una sala caliente crea un ambiente similar a un sauna, trayendo la mente al presente mientras te ayuda a relajarte y desestresarte. El calor le da al corazón y a los pulmones un entrenamiento más arduo y, al igual que el yoga sin calefacción, puede mejorar la fuerza y la flexibilidad.

El yoga caliente en comparación con el Bikram yoga

Quizás hayas escuchado que el yoga caliente y el Bikram yoga se usan indistintamente, pero esto no es del todo exacto. El Bikram es un tipo de yoga que consiste en 26 posturas que se repiten durante la clase, que generalmente dura 90 minutos o menos. La sala se calienta a 40 grados Celsius y, por lo general, las clases son más tranquilas, sin música ni canto.

El yoga caliente es un término más general que significa que la habitación se calienta entre 26 y 38 grados Celsius. También puede incluir posturas diferentes dependiendo del estudio y del instructor. Y a diferencia del Bikram, el yoga caliente a menudo incluye música.

El calor del yoga caliente hace que la práctica sea más desafiante, pero también puede brindar beneficios para la salud física y mental.

Los beneficios del yoga caliente

  1. 1.Aumenta la flexibilidad

    Estirarse cuando los músculos están calientes, como lo haces en el yoga caliente, mejora la flexibilidad de los músculos y aumenta la amplitud de movimiento de las articulaciones. Un estudio de marzo de 2013 en la Journal of Strength and Conditioning Research descubrió que después de ocho semanas, los participantes de Bikram yoga tenían una mayor flexibilidad en los hombros, la zona lumbar y los isquiotibiales en comparación con el grupo de control.

    La flexibilidad hace que ciertas posturas de yoga sean más sencillas de realizar, especialmente aquellas que requieren un estiramiento profundo. El yoga también fortalece los músculos: ese mismo estudio descubrió que los participantes también aumentaron la cantidad que podían cargar de peso muerto.

  2. 2.Mayor capacidad pulmonar

    Debido a que el yoga se concentra en técnicas de respiración y en estar atento a la respiración, entrenas los pulmones para retener más aire. La respiración profunda y regular permite que entre más oxígeno al torrente sanguíneo, mantiene los pulmones sanos y aumenta la capacidad pulmonar que tiende a disminuir con la edad.

    Pranayama, un tipo específico de ejercicio de respiración de yoga, se enfoca en controlar la respiración durante un cierto periodo de tiempo. Implica la respiración abdominal torácica y clavicular que te entrena para aumentar el consumo de oxígeno.

  3. 3.Mejor masa ósea

    La densidad ósea naturalmente disminuye a medida que las personas envejecen. Por ejemplo, quienes pasan por la menopausia pierden hasta el 50 por ciento de masa ósea, aproximadamente la mitad de la cual se pierde durante los primeros 10 años después de que comienza la menopausia.

    Durante un periodo de cinco años, las personas premenopáusicas que practicaban Bikram yoga, habían aumentado la densidad ósea en las caderas, la zona lumbar y el cuello, según un estudio de mayo de 2014 en Scientific Research. El estudio concluyó que un ambiente cálido reducía los efectos de la osteoporosis en las mujeres al mejorar la circulación, la respiración y la transpiración.

  4. 4.Quema calorías

    Una clase de yoga estándar puede quemar entre 180 y 460 calorías, dependiendo de la intensidad y duración de la clase y de tu peso.

    Los investigadores de la Universidad de Colorado descubrieron que los practicantes de yoga caliente estaban en la parte superior de ese rango: las mujeres quemaron alrededor de 330 calorías durante una clase de 90 minutos, mientras que los hombres quemaron alrededor de 460 calorías (debido a que generalmente son más grandes).

    Sudas mucho más en un estudio caluroso, lo que significa que tu cuerpo debe trabajar más para regular tu temperatura y el corazón debe de hacer circular más sangre. Eso significa quemar más calorías de las que consumirías en una clase de yoga tradicional sin calor.

  5. 5.Ayuda a mejorar los síntomas de la depresión

    Tanto el yoga como la meditación pueden ayudar a reducir los síntomas de la depresión según la American Psychological Association.

    Los veteranos que sufrieron depresión sintieron una mejora general en su estado de ánimo y depresión después de hacer yoga durante seis semanas, según un estudio de mayo a junio de 2018 en Military Medicine. Hicieron yoga, secuencias de respiración y meditación una vez a la semana durante 60 minutos.

    Un estudio de agosto de 2019 en la Journal of Alternative and Complementary and Medicine descubrió que un curso de ocho semanas de Bikram yoga redujo los síntomas de depresión en las mujeres de mediana edad, incluidos la autocrítica, el pesimismo, la mala calidad de vida y la función cognitiva reducida.

  6. 6.Regula los niveles de glucosa en sangre

    Las personas con diabetes tipo 2 pueden beneficiarse del yoga porque ayuda a controlar los niveles de azúcar en sangre, según un estudio de octubre de 2013 en la Journal of Bodywork and Movement Therapies. Los investigadores descubrieron que incluso un régimen de Bikram yoga a corto plazo (ocho semanas) mejoraba la tolerancia a la glucosa en los adultos mayores que tendían a tener obesidad.

  7. 7.Ayuda a manejar el estrés

    El yoga te alienta a mirar hacia adentro y crear conciencia de los factores externos que te causan estrés. Cuando practiques con regularidad, comenzarás a comprender cómo las técnicas de respiración, la quietud y el calor de la sala ayudan a relajar el cuerpo y la mente.

    En un estudio de abril de 2017 en la Journal of Mental Health un programa de yoga caliente de 16 semanas con adultos físicamente sedentarios mejoró el estado de ánimo y disminuyó los niveles de estrés después de una sola sesión de 90 minutos.

  8. 8.Aumenta la salud del corazón

    Ejercitarse en una sala caliente es, sin duda, un desafío físico. El corazón, los pulmones y los músculos trabajan más fuerte por lo que aumentan la respiración, la frecuencia cardíaca y el metabolismo.

    Un estudio de abril de 2019 en la Journal of Alternative and Complementary Medicine descubrió que una sesión de yoga caliente hace que el corazón lata a un ritmo similar al de una caminata rápida (3.5 mph).

  9. 9.Mejora la salud de la piel

    El aumento de sudor mejora la circulación y aumenta la sangre rica en oxígeno en las células de la piel, brindándole un brillo posterior al yoga.

    La sudoración por el ejercicio puede revertir los signos del envejecimiento a nivel celular. El impacto positivo significa que la piel puede producir más colágeno, tener mejor hidratación y menos flacidez.

Consejos de seguridad para el yoga caliente

Al igual que con cualquier entrenamiento, necesitas saber cómo mantener la seguridad y permanecer libre de lesiones. El yoga caliente puede resultar abrumador o demasiado sofocante para los principiantes, por lo que es importante empezar con calma y saber qué esperar y qué hacer si te sientes con fatiga o sobrecalentamiento. Te contamos algunos consejos:

  • Mantén la hidratación: bebe agua antes, durante y después de la clase.
  • Escucha a tu cuerpo: siempre tienes la opción de salir de la clase para tomar aire fresco y enfriarte. Los profesores de yoga quieren que te sientas con seguridad y fuerza, por lo que se recomienda tomar descansos fuera de la sala si lo necesitas.
  • Habla con tu médico si tienes afecciones preexistentes: si tienes antecedentes de desmayos debido a la presión arterial baja o tienes una afección cardíaca, asegúrate de hablar con tu médico primero. Lo mismo aplica en caso de embarazo.

Cómo comenzar a practicar yoga caliente

Si te interesa el yoga caliente, considera probar primero una clase de yoga regular y pregunta en tu estudio si ofrecen clases calientes adecuadas para principiantes.

Algunas clases usan el calor residual de la clase anterior, por lo que no hace tanto calor como en una clase de yoga con calefacción normal, pero generalmente está entre 26 y 29 grados Celsius.

Lo importante es probarlo para que puedas ver si el yoga caliente es adecuado para ti o si prefieres seguir con clases sin calefacción.

Historias relacionadas

Qué usar para hacer yoga

Consejos de estilo

¿Qué usar para practicar yoga?

Nueve posturas de yoga para aliviar el estrés

Deportes y actividades

Nueve posturas de yoga para aliviar el estrés

Cómo comprar ropa de entrenamiento

Guía del producto

Cómo elegir la ropa deportiva para el máximo rendimiento

¿Cuál es el mejor calzado de Nike para training competitivo?

Guía de compra

¿Cuál es el mejor calzado de Nike para hacer CrossFit?

¿El yoga es un ejercicio para entrenar cardio o fuerza?

Salud y bienestar

¿El yoga se considera un ejercicio de cardio o entrenamiento de fuerza?